Derechos Fundamentales del DJ

Esta entrada de Barrapunto sobre los Derechos Fundamentales del DJ me parece imprescindible para cualquiera interesado en la materia. Y más si pincha, como es lógico, porque la sombra de la SGAE es alargada…

Escuchando: Track 7 – Craig Armstrong

Dark Sabbat (II)

Hace bien poco me refería yo a las sesiones de Dark Sabbat y resulta que el sábado 7 de febrero los asistentes podrán disfrutar del buen hacer como selector musical de este caballero.

Recomendadísimo, por supuesto, y confío en que haya grabación de esa sesión.

Escuchando: Lost control – Anathema

Mixxx 1.6.0

El pasado 6 de agosto los desarrolladores de Mixxx presentaron su versión 1.6.0. He estado probándola esta tarde y mi impresión es que han conseguido un resultado muy a tener en cuenta para cualquier usuario que busque una aplicación solvente para mezclar música utilizando su ordenador.

Es cierto que hay aplicaciones para DJ más completas (y más complejas), pero esta última versión de Mixxx atesora funcionalidades más que suficientes para obtener resultados sólidos. Se trata de una auténtica “mesa de mezclas virtual” multiplataforma (Linux, Mac OS, Windows), que permite experimentar con diferentes configuraciones de hardware (tarjetas de sonido, controladores MIDI…), realizar preescucha de los temas, gestionar con facilidad la librería musical, etc.

Echo de menos algunas cosillas, como puede ser la grabación de las sesiones. Sin embargo, hay alternativas sencillas para solucionar esto (como Audigy, por ejemplo).

Y, ojo al dato, todo esto gratis.

Escuchando: Suvetar – Gjallarhorn

Evolución del DJ

Appeljux nos ofrece en el blog de minifú un breve repaso por la historia del DJ, así como algunas reflexiones acerca del futuro de esta figura. Además de todo lo que comenta, creo que también sería muy interesante plantear los desafíos que ofrecen los avances técnicos a nuestra disposición. Una verdadera revolución tecnológica que facilita la transición de selector musical a artista audiovisual (en forma de VJ, por ejemplo).

Vía | Mediateletipos

Escuchando: Return to Eden – Irfan

Korg Kaossilator

Vía esta entrada de Xataka me topo con un sintetizador de frases dinámico que incluye touchpad. Tal y como se aprecia en el vídeo, el juguetito en cuestión tiene una pinta impresionante, considerando que es muy chiquitín, que su peso es de 154 gr. (sin pilas) y que su precio en estos momentos ronda los 150 €. Información adicional en esta entrada de Hispasonic o en la página original del fabricante (en alemán).

La verdad es que es increíble lo que se puede hacer en casa con un ordenador normalito, algún secuenciador, una tarjeta de audio decente, un controlador midi básico y un trasto como éste.

Escuchando: Small town witch – Sneaker Pimps

Sennheiser HD 600

Hace unos días decidí darme un capricho. Uno de los usuarios de auriculares.org puso a venta unos audífonos de gama alta con menos de 100 horas de uso (es decir, ni siquiera el tiempo mínimo de “rodaje”) y llevo ya unas cuantas horas de escucha con este dispositivo. Contaba ya con un par de auriculares más o menos serios (concretamente unos AKG 81 DJ que he utilizado esporádicamente con mi reproductor mp3 y en alguna ocasión para pinchar, y unos Sennheiser HD 200 que he utilizado muchísimo en casa, con mi Fast Track Pro), pero ninguno a nivel de audiófilo, y la curiosidad ha podido conmigo. Una imagen, aunque en este caso no valga más que mil palabras:

Senn HD 600

Las características de estos audífonos, según el fabricante, son las siguientes:

  • Casco estereofónico Hi-Fi dinámico y abierto de calidad máxima.
  • Membranas de nueva tecnología para una reproducción de musical casi libre de vibraciones parciales.
  • Geometría del sistema magnético optimizado por ordenador para minimizar el factor de distorsión y las distorsiones de intermodulación.
  • Bobinas de aluminio extremadamente ligeras para la transmisión exacta de los impulsos.
  • Imanes de hierro-neodimio para un rendimiento máximo.
  • Más gran confort gracias a la forma elíptica que se amolda a la anatomía de la oreja.
  • Cable de conexión de cobre de alta conductividad (OFC), enchufable, alta resistencia a la rotura gracias al resfuerzo por fibras de kevlar, insensibilidad a los ruidos generados por la estructura del material utilizado para los cables.
  • Timbre estereofónico muy natural y alta fidelidad de la coloración del sonido.
  • Conectable directamente a aparatos Hi-Fi de alta calidad, especialmente DAT, DCC y tocadiscos CD.

Quien quiera profundizar en las especificaciones técnicas puede hacerlo aquí.

Cómo no, es inevitable preguntarse si merece la pena realizar un desembolso de esta envergadura por unos auriculares. La verdad es que, aunque resulte absurdo, reflexionando sobre esto se me ha “revelado” el sentido de esas siglas que ya estamos cansados de leer… “Hi-Fi”. Alta Fidelidad, sí, pero ¿fidelidad a qué? Pues al sonido original de la grabación. Parece obvio, lo sé, una auténtica perogrullada, pero supongo que no siempre nos paramos a pensar en el sentido real de estas cosas. Y desde luego estos audífonos son Fieles al sonido, como unos monitores de estudio. Despliegan un sonido neutro, transparente, con graves poderosos, medios con cuerpo y agudos afilados. Y una espacialidad espectacular, sin duda uno de los aspectos en que he percibido una mayor diferencia en comparación con otros auriculares.

En cuanto a su usabilidad, decir que resultan muy cómodos, incluso para escuchas prolongadas. Eso sí, habrá que ver qué ocurre cuando llegue el verano, porque intuyo que darán bastante calor con estas almohadillas. Tiempo al tiempo. Ahora, a disfrutar.

Escuchando: Complicated – Paul Van Dyk [feat. Ashley Tomberlin]